miércoles, 30 de marzo de 2011

Me pondría celofán en la boca para no comerte.




Siempre serás mi talón de Aquiles, la tercera piedra con la que tropezaré, lo digo por la forma que tienes de parar mi mundo y la cara de gilipollas que pongo cuando te veo.


Debilidad

No hay comentarios:

Publicar un comentario